AMOR PROPIO



Muchas veces hemos escuchado la frase: “Para amar debes amarte a ti primero” y es tan cierto. Cuando no nos conocemos lo suficiente no sabemos tratarnos a nosotros mismo de manera adecuada y resultamos teniendo vacíos emocionales, que probablemente vengan de nuestra infancia, pero, que tampoco sabemos llenar de adultos, por lo tanto, tendemos a esperar eso que no recibimos de manera externa, o sea, de los demás, y termina sucediendo que nuestras relaciones se vuelven dependientes o codependientes, porque exigimos y pedimos que sean con nosotros de acuerdo con el ideal que tenemos en nuestra mente, guiados por un montón de necesidades insatisfechas.

Amarse a uno mismo/a es algo que suena fácil, pero, a la hora de la verdad es un proceso de transformación que toma días, meses y años. Y ¿Cómo comenzamos este camino de amor propio? En primer lugar, descubriendo nuestras cosas positivas, lo cual no es tan fácil como parece, en segundo lugar, creando una relación sana con nosotros mismos, cuidándonos y dándonos eso que nos hace falta. Seamos nuestros propios padres, o los amigos que necesitamos. seamos esa persona en la que podemos confiar, no hablemos de más, comamos bien, respiremos profundamente, descansemos, compartamos con personas que alimenten nuestra alma y alejémonos de lo negativo. Poco a poco tu relación contigo se fortalecerá y se llenará de confianza, y esa misma confianza te permitirá llegar a donde tú quieras.





Por: Natalia Bayona Mus

7 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

SENDERO

3232530320

©NAVU ©2020

Creada por H.D